Page 114

IMÁGENES DEVOCIONALES DE ONTINYENT

112 En el centro de las cornisas inclinadas de la iglesia de san Diego y san Francisco se halla, sobre un saliente o mascaron, una imagen en piedra artificial de san Francisco de Asís, original del artista local Jorge Arrue Ferri colocada durante el último adecentamiento efectuado en 1997 por el franciscano Padre Mitsuf,. Los franciscanos están encargados de asistir en la labor pastoral desde 1939 a este templo, dependiente de la parroquia de san Carlos. Durante la Guerra Civil este edificio albergó el Sindicato Único de Pintura. La construcción de esta iglesia y convento franciscano adyacente, hoy desaparecido, comenzó el 24 de julio de 1601 con el fin de albergar a los frailes de la misma orden, después de desaparecer por ruina otro convento emplazado en lo que hoy es el Paseo de la Glorieta. Producida la exclaustración de Mendizábal en 1835 y tras diversos avatares, el templo quedó en ruina. Según la escritura de compraventa ante el notario de esta villa D. José Tormo Belda, otorgada el 14 de abril de 1845, los esposos D. Manuel Asencio Calabuig y Doña Joaquina Osca Álvaro, adquirieron ”Un sitio o iglesia derruida del suprimido convento que lo era de san Francisco de Observantes con la plazuela que hay frente a ella.” Dentro de este templo hay una inscripción que dice: “Aquí yace Doña Joaquina Osca y Álvaro. Movida por su gran piedad y extraordinaria devoción al seráfico patriarca san Francisco de Asís adquirió esta iglesia estando derruida y la reedificó.


IMÁGENES DEVOCIONALES DE ONTINYENT
To see the actual publication please follow the link above