Page 102

IMÁGENES DEVOCIONALES DE ONTINYENT

100 En el Archivo Municipal de Ontinyent existe un antecedente curioso en el que el Consell de 23 abril de 1658 acordó arreglar los desperfectos que se habían producido en una capillita existente en el portal del Riu, dedicada a los santos Abdón y Senén. Más tarde desapareció la capillita, pero se dejó constancia en un retablo que fue destruido. Los santos Abdón y Senén fueron nobles persas, decapitados en Roma en el siglo III. La Leyenda Aurea, o Leyenda de Oro, original de Santiago de la Vorágine, los supone príncipes. Su fiesta es el 30 de julio. Para reemplazar el retablo destruido durante la Guerra Civil, los vecinos de la calle entonces llamada de Calvo Sotelo número 29, hoy Plaça de Baix, decidieron en 1946 formar una comisión para reponerlo. Para llevarla a cabo se buscó al artista local Manuel Vidal Soriano, quien con pigmento en polvo, mezclándolo con aglutinantes a base de aceite de linaza, aguarrás y secante, realizó este tríptico, que quiere ser una modesta obra inspirada en el Renacimiento. La bendición del tríptico fue realizada por el Arcipreste de santa Maria Don Francisco Martínez Ortiz, actuando como padrinos los cuatro jóvenes siguientes: Rafael Tortosa Calatayud y Pilar Vidal Tortosa, José Antonio Vidal Tortosa y Ana Tortosa Calatayud. La pintura, por efecto de las inclemencias atmosféricas y por el abandono de quien debiera procurar su mantenimiento, se encuentra en un estado lamentable. Las figuras representan las siguientes imágenes: en el centro santa Ana con la Virgen Niña y a ambos lados los antiguos patronos de la Villa, santos Abdón y Senén.


IMÁGENES DEVOCIONALES DE ONTINYENT
To see the actual publication please follow the link above